Compartir
La tuberculosis es una enfermedad infectocontagiosa, prevenible y curable (Shutterstock)
La tuberculosis es una enfermedad infectocontagiosa, prevenible y curable (Shutterstock)

La noticia se conoció a primera hora de esta mañana: dos alumnos de la Escuela de Educación Media N°4 Ernesto Sábato se encuentran internados en el Hospital General de Niños Pedro de Elizalde de la ciudad de Buenos Aires por tuberculosis. Uno de ellos ya cuenta con el diagnóstico confirmado mientras que el segundo se encuentra en estudio aunque la sospecha es que también padece la enfermedad.

Junto con esos casos, se supo que en mayo otra alumna de la misma escuela había sido diagnosticada con la infección bacteriana, que ataca principalmente a los pulmones y que se disemina a través del aire, cuando una persona enferma tose, estornuda, habla o comparte vasos o cubiertos con alguien sano.

Según informaron a Infobae fuentes del Ministerio de Salud bonaerense, “se cree que el caso de la joven confirmado en mayo es el caso índice”. Y agregaron que “ya está recuperada, en su casa y con seguimiento del programa de tuberculosos de la Provincia”. “Es importante destacar que no estamos ante un brote; el número de casos es el esperado para esta época del año”, aseguraron.

La tuberculosis es una enfermedad infectocontagiosa, prevenible y curable, causada por una micobacteria denominada Mycobacterium tuberculosis, conocida como Bacilo de Koch

“Hace unos días empezó a comer, porque estuvo dos meses sin alimento, bajó 12 kilos. No tenía fuerzas para alimentarse. El 2 de mayo le diagnosticaron neumonía, le dieron el alta el 15 de mayo y volvió al colegio. Como seguía con fiebre y tos, la llevé al Garrahan y el 30 de mayo me dijeron que tenía tuberculosis”, detalló Débora, la madre de Luz, la primera chica contagiada y destacó que si bien dio aviso a las autoridades del colegio ni bien supo el cuadro de su hija, “no se tomó ningún recaudo”. “La escuela fue cerrada y desinfectada recién esta semana”, dijo en declaraciones televisivas.

La tuberculosis es una enfermedad infectocontagiosa, prevenible y curable, causada por una micobacteria denominada Mycobacterium tuberculosis (conocida como Bacilo de Koch). Esta bacteria afecta principalmente a los pulmones pero también puede dañar otros órganos del cuerpo.

En mayo una alumna de la misma escuela había sido diagnosticada con la enfermedad (Shutterstock)
En mayo una alumna de la misma escuela había sido diagnosticada con la enfermedad (Shutterstock)

Las bacterias de la tuberculosis se transmiten a través del aire. Estos microorganismos pueden ser aspirados por una persona sana que se encuentra en contacto frecuente con la persona enferma y, de esta forma, contagiarse.

Marcela Natiello, coordinadora del Programa Nacional de Control de la Tuberculosis y Lepra, aseguró que “la detección temprana es una de las principales herramientas para combatir esta enfermedad. Tanto el diagnóstico como el tratamiento de la tuberculosis son gratuitos en centros de salud y hospitales públicos de nuestro país”.

La enfermedad afecta de manera particular a las personas cuyo sistema inmunitario se encuentra debilitado. En este sentido, las personas con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) tienen entre 20 y 30 veces más probabilidades de enfermar de tuberculosis.

La enfermedad afecta de manera particular a las personas cuyo sistema inmunitario se encuentra debilitado

Según explicó a Infobae la médica infectóloga Lilian Testón (MN 87307), coordinadora del Departamento de Epidemiología de la Fundación Centro de Estudios Infectológicos (Funcei), “la tuberculosis es la primera causa de muerte mundial por enfermedades infecciosas registrando 1.3 millones de muertes”.

Durante 2016 más de 10.4 millones de personas contrajeron TB en el mundo de los cuales el 10% presentaba coinfección con VIH. La enfermedad se agrava significativamente en contextos de pobreza, afectando a poblaciones vulnerables, minorías étnicas, migrantes y comunidades cerradas.

En el país, según los últimos datos disponibles en el boletín epidemiológico, en 2017 se notificaron 11.695 casos.

En el país, según los últimos datos disponibles en el boletín epidemiológico, en 2017 se notificaron 11.695 casos (Shutterstock)
En el país, según los últimos datos disponibles en el boletín epidemiológico, en 2017 se notificaron 11.695 casos (Shutterstock)

Si bien se notificaron 135 casos más que en el año anterior, la tasa se mantuvo en el mismo nivel que en 2016: 26,5 cada 100 mil habitantes. Por otro lado, se registraron 51 muertes menos por tuberculosis en todo el país, lo que representa una disminución del 6,7% respecto del año anterior.

Otro dato que se destaca el boletín, es que los menores de 20 años representaron el 17,9% (2.083) entre todos los casos notificados, con predominio en el grupo de adolescentes con un 9,6% del total de casos (1.119) y en los menores de 15 años alcanzó el 8,3% (964). Las 24 jurisdicciones del país notificaron en 2017 casos de tuberculosis en niños y adolescentes, aunque con tasas variables entre regiones.

“Si bien se trata de una enfermedad curable y prevenible, constituye aún hoy uno de los principales problemas de salud pública“, destacaron desde la cartera sanitaria.

La enfermedad pulmonar puede causar los siguientes síntomas:

Los menores de 20 años representaron el 17,9% entre todos los casos notificados (Shutterstock)
Los menores de 20 años representaron el 17,9% entre todos los casos notificados (Shutterstock)

– Tos intensa que dura tres semanas o más
– Dolor en el pecho
– Tos con sangre en el esputo
– Debilidad o fatiga
– Pérdida de peso y falta de apetito
– Fiebre, escalofríos y sudores nocturnos

La vacuna BCG contra la tuberculosis se administra como única dosis al nacimiento tiene poca eficacia para prevenir la infección pulmonar; pero evita las formas miliar y meníngea durante la infancia.

En abril de este año un joven de 18 años falleció luego de permanecer internado en el Hospital De Infecciosas Francisco Javier Muñiz durante 21 días, a raíz de problemas respiratorios derivados de haber contraído tuberculosis. Asistía a la escuela Santa Teresita del Niño Jesús, en donde cursaba el 5to año de secundaria.

SEGUÍ LEYENDO

Murió un joven de 18 años por tuberculosis en Ezpeleta

Compartir